Las peñas son grupos de cuadrillas o amigos y amigas (antes solo las componían hombres) que tienen en común su pasión por los Sanfermines. Se constituyen en sociedades para participar en la organización y disfrute de los distintos eventos de la fiesta. Son indispensables en las corridas de toros y la música de sus charangas anima la calle a todas horas. Sus locales se encuentran en la calle Jarauta y alrededores, donde el ambiente sanferminero se desborda a raudales durante los nueve días de fiesta. En su deambular por el Casco Viejo de Pamplona exhiben sus pancartas que retratan episodios de la vida de la ciudad.

Las peñas son las protagonistas indiscutibles del tendido de sol en las tardes de toros de los Sanfermines, pero más allá de las tardes, están presentes a lo largo de toda la jornada festiva. A media mañana, las peñas se echan a la calle con sus pancartas a deambular por el barrio, acompañadas por la música de la charanga, haciendo una parada de vez en cuando para beber algo y obsequiar al vecindario improvisando un concierto al aire libre. Cada peña tiene su pancarta, una de mayores y otra para los niños, que portarán sus miembros durante todas las fiestas. Llenas de buen humor, hacen un repaso de lo que ha sido el año con caricaturas de los protagonistas en los momentos clave. Hace años que abandonaron las sutilezas en sus letrillas y pancartas, propias de una etapa de censura política. Hoy en día tratan a las claras temas y personajes de todo el mundo, aunque su principal fuente de inspiración son los asuntos locales. Otro elemento distintivo es la ropa, cada peña tiene una blusa propia con el escudo de cada peña. Además, utilizan un pañuelo de diferente color al rojo y con su propio escudo cada una.

La tarde comienza con los preparativos para la corrida de toros, suelen ser bastante largos ya que tienen que preparar la bebida que transportan en cubos, perolas con ajoarriero y demás artilugios para la juerga taurina. Seguidos de sus inseparables charangas, se incorporan al desfile de mulillas en un ambiente festivo rumbo a la plaza de toros. Después del espectáculo taurino, las peñas desfilan por el callejón de la plaza seguidos de las charangas y portando las pancartas. Es un ritual ya clásico que se denomina “Salida de las Peñas”. De allí cada una se dirige a su sede. Los mozos y mozas se reúnen en los locales de la peña para cenar y comenzar una noche de marcha. Las calles Jarauta y Navarrería, donde se encuentran la mayor parte de sus locales, se inundan del ambiente de las peñas con la música de la charanga y la juerga sanferminera.

Aunque las peñas nacieron por y para la fiesta de San Fermín, sus componentes se reúnen y organizan diversos eventos gastronómicos, culturales y deportivos a lo largo de todo el año. Es muy conocida la celebración de la escalera de San Fermín celebrando con una cena cada uno de los días que cita la canción: uno de enero, dos de febrero, tres de marzo, cuatro de abril, cinco de mayo, seis de junio, siete de julio… ¡San Fermín!

Actualmente son un total de 16 peñas que se han ido fundando a lo largo del s. XX:

  • Peña La Única, la más veterana de las actuales y fundada en 1903.
  • Peña Muthiko Alaiak (1931)
  • Peña El Bullicio Pamplonés (1932)
  • Peña La Jarana (1940)
  • Peña Oberena (1941)
  • Peña Aldapa (1947)
  • Peña Anaitasuna (1949)
  • Peña Los del Bronce (1950)
  • Peña Irrintzi (1951)
  • Peña Alegría de Iruña (1953)
  • Peña Armonía Txantreana (1956)
  • Peña Donibane o San Juan (1977)
  • Peña La Rotxa (1978)
  • Peña 7 de julio San Fermín (1979)
  • Peña San Jorge o Sanduzelai (1980)
  • Peña Mutilzarra (1992)

Artículos Relacionados